Elevación de las comisuras labiales

Algunos pacientes presentan un decaimiento de las comisuras labiales que se traduce en unos labios con aspecto triste y enfadado.

La corrección de esta deformidad fue realizada por primera vez en 1985 por el cirujano plástico Greenwald.

Se trata de una sencilla operación en la que se consigue elevar las comisuras labiales mediante la retirada de dos elipses de piel en la línea del bermellón labial. La presencia de cicatriz visible suele ser mínima.