Tratamiento de las arrugas y surcos faciales

Se habla de arruga cuando un pliegue cutáneo no es profundo ni extenso. Los surcos en cambio son más pronunciados y suelen hallarse en zonas con elevada gesticulación facial, como los surcos nasogenianos, los surcos labiomentales, los surcos del entrecejo y los surcos de la frente.

Existen diferentes técnicas para el tratamiento de las arrugas y surcos faciales, y el Dr San Miguel sólo utiliza aquéllas que han demostrado su eficacia clínica en estudios controlados y aleatorizados, prescindiendo de muchos tratamientos que, aunque se anuncian de forma indiscriminada en los medios, nunca han superado el escrutinio científico en busca de la evidencia de efectividad y seguridad (mesoterapia, oxigenoterapia, mascarillas, inyección de vitaminas, etc…).