fbpx

Pros y contras de la rinoplastia y la rinomodelación

31.12.2021
|
0 Comments
|
chica sometida a rinoplastia

Qué es la rinoplastia.

 

La rinoplastia o rinoseptoplastia es la intervención estética y funcional que se encarga de la corrección de las deformidades de la nariz, tratando las estructuras osteocartilaginosas nasales para corregir tanto la forma externa de la nariz como la desviación del tabique nasal. De esta manera se consigue un mejor aspecto, mejor forma y tamaño armoniosos de la nariz, proporcional al rostro y manteniendo la función respiratoria nasal.

La rinoplastia a nivel estético permite:

  • Modificar el tamaño, el ancho y la forma de la nariz
  • Corregir el perfil, eliminando jorobas o depresiones en el puente
  • Cambiar la forma de la punta nasal
  • Cambiar los ángulos de la nariz
  • Modificar el tamaño y la posición de las fosas nasales
  • Suavizar los matices típicos de la nariz de cada étnia
  • Corregir los deterioros típicos de la edad

A nivel funcional

  • Solucionar ciertas dificultades respiratorias, permitiendo corregir aquellas deformidades que obstruyen el normal funcionamiento del sistema respiratorio.
  • Resolver defectos de nacimiento
  • Reconstruir de la nariz en caso de lesión o accidente.
  • Solucionar problemas de ronquidos

La rinoplastia es una de las cirugías estéticas con mayores beneficios, ya que aporta mejoras estéticas y funcionales como, por ejemplo: solucionar problemas de tamaño, anchura, volumen, posición de las ventanas o perfil de la nariz, permitiendo cambiar la forma de la punta nasal, mejorar el aspecto de las fosas nasales o corregir asimetrías. También puede corregir problemas respiratorios provocados por una desviación del tabique.

 

 

antes y despues rinoplastia

Tipos de rinoplastia

 

 Rinoseptoplastia cerrada: es la más clásica y la primera descrita; todas sus incisiones se esconden dentro de la nariz. Puesto que es más difícil visualizar las estructuras internas de la nariz, se trata de una técnica más compleja y que requiere de más experiencia por parte del cirujano estético.  Normalmente presenta menos edema postoperatorio, con menor riesgo de infección y de alterar la circulación cutánea.

La rinoplastia cerrada es una técnica que no requiere realizar incisiones externas y, por tanto, no deja cicatriz. Se accede a la nariz mediante las fosas nasales.

La principal ventaja de este tipo de rinoplastia es precisamente la inexistencia de cicatrices externas. La duración de la intervención es más corta y requiere en la mayoría de casos de anestesia local. En cambio, este tipo de cirugía no permite profundizar en el tratamiento de grandes deformidades o defectos más graves.

Este tipo de cirugía está indicada en pacientes que desean una reducción o estrechamiento de su nariz pero que no requieren una modificación sustancial de la forma de la misma

Rinoseptoplastia abierta: esta técnica, además de las incisiones internas, asocia una incisión externa en la parte inferior de la columela (parte medial que separa los dos orificios nasales). Esto permite despegar y levantar toda la piel de la punta, visualizando mejor las estructuras internas y permitiendo un remodelado directo. Requiere menor experiencia por parte del cirujano, aunque es más invasiva y deja una cicatriz que en la mayoría de los casos es poco visible.

Esta técnica es ideal para casos más complejos, donde hay que corregir grandes deformidades o hacer modificaciones sustanciales de la forma de la nariz,  intervenciones para reducir la punta de la nariz o el caballete.

Los resultados de la rinoplastia abierta son mejores, pero deja una pequeña cicatriz, aunque muy discreta.

La rinoplastia abierta está indicada en casos donde haya que profundizar en deformidades más complejas, o en intervenciones para reducir la punta de la nariz o el caballete. Por el contrario, la rinoplastia cerrada es conveniente para correcciones discretas o pequeños retoques.

Los tiempos de curación en ambas intervenciones son similares.

Rinoplastia ultrasónica es una técnica que permite fractura el hueso de forma más precisa que la osteotomía tradicional, con el uso de un bisturí ultrasónico o piezótomo, un generador piezoeléctrico de ultrasonidos. Con la punta adecuada puede realizar un corte preciso y pulir con precisión los huesos respetando los tejidos blandos.

Esto permite que la osteotomía se pueda prácticamente dibujar, dificultando que el hueso se fracture por un sitio indebido o inesperado. Por contra, hay que realizar una incisión más extensa y existe el riesgo de que si daña la mucosa se pueden sufrir alteraciones que alteren el resultado de la rinoplastia.

Se dice que con la rinoplastia ultrasónica no hacen falta tapones o férulas y genera menos edema e inflamación, no es cierto.

En todas las rinoplastias se puede requerir llevar férula y tapones, esto no depende del tipo de técnica de rinoplastia, sino de otros factores. Su uso tras la intervención nos permite:

  1. Contener la inflamación que provoca la intervención.
  2. Evitar el contacto de los cornetes y el tabique nasal cuando se reposiciona el tabique nasal.
  3. Cuando se realiza una septoplastia, para evitar hematomas de tabique.
  4. Contener de manera interna los huesos propios de la nariz.

La rinoplastia ultrasónica es una rinoplastia abierta ampliada donde tenemos que dejar bien despegado el dorso nasal y la cara lateral de la nariz hasta las mejillas. Tenemos que exponer lo que anatómicamente llamamos las apófisis ascendentes del maxilar, que es lo que vamos a cortar en las osteotomías laterales de la rinoplastia, por lo normalmente tendrá más tiempo de edema.

Rinoplastia de preservación: Es una de las técnica más modernas y que mejores resultados ofrecen. A diferencia de todas las rinoplastias tradicionales intenta evitar lesionar los ligamentos y válvulas internas de la nariz, conservando la mayoría de las estructuras originales que constituyen su soporte.

Preservar los ligamentos de la punta de la nariz permite conseguir unos resultados más naturales. No se alteran los huesos y cartílagos nasales, por lo que no es necesario emplear injertos tipo spreaders y se evitan hundimientos futuros de nariz.

Es una técnica muy exigente para el cirujano y el anestesista (se realiza en hipotensión para evitar el sangrado) por lo que es importante la experiencia de ambos en esta técnica.

A diferencia de la rinoplastia tradicional, la cirugía de preservación, no necesita poner tapones nasales, y, por tanto, el paciente podrá respirar por la nariz cuando salga de quirófano. La férula nasal debe llevarse de 8 o 10 días, pero el postoperatorio es más corto gracias a que se genera menos inflamación. A los 10 días, el aspecto de la cara es casi normal y a los 3 meses los resultados son definitivos.

En este post puedes descubrir las 7 preguntas frecuentes sobre la rinoplastia que nos hacen nuestros pacientes antes de someterse a esta cirugía plástica de nariz.

 

Qué resultados ofrece la rinoplastia

 

El objetivo de cualquier rinoplastia es lograr que el resultado final sea natural y esté basado en las facciones del rostro del paciente, cada persona debe tener una nariz con personalidad propia, sin embargo, debe ser consciente que los cambios que la intervención ejercerá sobre la forma de la nariz pueden modificar toda la fisionomía de la persona.

En muchos casos someterse a una rinoplastia obedece a factores estéticos y emocionales más que funcionales, por lo que es muy importante que, el cirujano plástico interprete correctamente cuáles son las aspiraciones del paciente y le explique detalladamente los pasos y resultados estéticos y funcionales que puede conseguir para que éste lo comprenda a la perfección.

Otro punto importante a tener en cuenta si quieres cambiar la forma de tu nariz, es que los resultados no son inmediatos y tiene un periodo postoperatorio relativamente prolongado.

Las complicaciones no son frecuentes ni acostumbran a ser importantes. La rinoplastia es una cirugía muy segura. No obstante, como en todas las intervenciones se pueden dar leves complicaciones.

En definitiva, la rinoplastia es una cirugía que te va a permitir conseguir una nariz más bonita y armonizada con  tu rostro. Existen distintas técnicas con sus pros y sus contras, que pueden utilizarse en función de cada caso.  La rinoplastia es una operación segura, que conlleva un postoperatorio más o menos largo.

Existen molestias derivadas de la rinoplastia (taponamiento, hematomas e inflamación) que disminuyen rápidamente entre los primeros 8 – 10 días. La vida cotidiana normalmente se reanuda a la semana aunque todavía hay que tener precaución durante el primer mes en realizar actividades con riesgos de golpear la nariz.

Si quieres minimizar los riesgos, debes de acudir con un cirujano plástico que cuente con un buen equipo médico, experiencia en quirófano  y conocimientos de las distintas técnicas para que seleccione la más adecuada a tu caso.

 

PROS DE LA RINOPLASTIA 

 

  • Permite curar problemas respiratorios
  • Mejorar su apariencia
  • Acabar con complejos a causa de nuestra nariz
  • Soluciona secuelas de accidentes

 

CONTRAS DE LA RINOPLASTIA 

  • Molestias durante el postoperatorio
  • No obtener el resultado esperado
  • Tener complicaciones durante la cirugía
  • El proceso de recuperación puede ser complicado

 

MODIFICACIÓN DE LA NARIZ SIN CIRUGÍA

 

Si no quiere operarse, afortunadamente, hoy en día, existen avances tecnológicos que ayudan a remodelar las facciones del rostro sin necesidad de recurrir al bisturí.

Los resultados son inmediatos y el procedimiento se realiza en menos de 30 minutos, lo que permite continuar con su rutina diaria, luciendo una nariz perfecta.

Técnicas como:

El ácido hialurónico que actúa como un relleno que ayuda a equilibrar el rostro. Al colocarlo sobre el tabique y la punta de la nariz puede armonizar el rostro debido a que se puede modificar la nariz tanto de frente como de perfil.

Los hilos de suspensión. Se colocan en el dorso para conseguir un levantamiento de la punta.

El botox. Se infiltra a nivel de ciertos músculos de la nariz para cambiar el aspecto de la misma.

Permiten realizar arreglos que en muchos casos son más que suficientes para solucionar  pequeñas imperfecciones que no nos permiten estar satisfechos del aspecto de nuestra nariz.

 

PROS DE LA RINOMODELACIÓN

  • No requiere cirugía, por lo que no existe trauma quirúrgico
  • No hay postoperatorio ni molestias
  • Más económico que una rinoplastia
  • Técnica rápida, su cambio se consigue en menos de 20 min

 

CONTRAS DE LA RINOMODELACIÓN

  • Tiene unas indicaciones precisas y no es funcional para todos los casos
  • No mejora la función respiratoria
  • No es definitiva si se utilizan materiales reabsorbibles como el ácido hialurónico

 

En resumen, podemos decir que en la actualidad es fácil, rápido y seguro modificar el aspecto de cualquier nariz con finalidades funcionales o estéticas.

La rinoplastia como técnica quirúrgica ha avanzado mucho en los últimos años ofreciendo mejores resultados con una menor afectación de las partes blandas de la nariz, lo que nos permite conseguir resultados más naturales con efectos más duraderos.

Debes tener en cuenta que la rinoplastia, cuando se realiza con fines estéticos, independientemente de la técnica utilizada: abierta, cerrada, ultrasónica,… tiene como objetivo modificar la forma de la nariz para conseguir un rostro más armonioso.

Por todo ello, es muy importante ponerse en manos de un cirujano con experiencia en todas las técnicas de rinoplastia, que entienda bien cuáles son tus aspiraciones y te explique en detalle , y con claridad, lo que quiere conseguir, con que técnica y los pros y contras de la intervención.

No te dejes guiar por el precio. La rinoplastia como cualquier intervención quirúrgica, tiene sus posibles complicaciones, por lo que es muy importante que confíes en un buen cuadro médico, que cuenta con buenas instalaciones médicas y horas de experiencia en quirófano. Además, produce una importante modificación del aspecto de tu rostro, que debe ser lo más armónica posible, para evitar importantes problemas posteriores con resultados insatisfactorios.

 

También puede interesarte:

Cuánto cuesta una rinoplastia en Barcelona

Qué es mejor el bótox o el ácido hialurónico para reducir las arrugas

Joan San Miguel
Últimas entradas de Joan San Miguel (ver todo)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

16 − 5 =

error: Content is protected !!
Call Now Button