fbpx

7 Preguntas Frecuentes sobre la Otoplastia

16.09.2022
|
0 Comments
|
otoplastia barcelona

Muchos pacientes me hacen una serie de preguntas sobre la otoplastia en Barcelona que se repiten habitualmente cuando vienen a la consulta para resolver algún problema asociado a la forma o tamaño de sus orejas o las de sus hijos y hoy vamos a intentar responderlas.

Muchos pacientes me hacen una serie de preguntas sobre la otoplastia en Barcelona que se repiten habitualmente cuando vienen a la consulta para resolver algún problema asociado a la forma o tamaño de sus orejas o las de sus hijos y hoy vamos a intentar responderlas.

Que és la otoplastia

Cuando les digo este nombre, la gran mayoría de personas frunce el ceño y me pregunta un poco asustados qué es eso de una otoplastia.

La otoplastia es la cirugía que se realiza en la mayoría de ocasiones para reposicionar las orejas prominentes, también llamadas «de soplillo», a una posición más normal, más pegadas a la cabeza, aunque también se realiza para reducir el tamaño de las orejas grandes.

También pueden mejorarse quirúrgicamente los lóbulos alargados y los lóbulos rasgados. E incluso se puede utilizar para reconstruir  una nueva oreja cuando se nace sin ella (microtia) o cuando se pierde por un traumatismo, o por las secuelas de resección de tumores localizados en esta zona.

La otoplastia o cirugía de las orejas asegura resultados para toda la vida. Permite decir adiós definitivamente  al problema y a los complejos asociados a la forma y el tamaño de las orejas.

Este procedimiento quirúrgico puede realizarse en niños y adultos, aunque en niños se recomienda practicarla después de los 7 años, cuando el desarrollo de las orejas ha terminado.

De hecho, la otoplastia es la cirugía estética más realizada en niños de hasta 14 años, para reparar básicamente el problema de las orejas despegadas.

Tipos de otoplastias más comunes

Por qué debería someterme a una otoplastia

En la mayoría de ocasiones, la otoplastia se realiza para acabar con un problema físico, que nos permitirá disminuir la timidez y la vergüenza que provoca en el paciente tener una forma inusual en las orejas.

Son muchos las personas, sobre todo niños,  que tienen que vivir con las burlas de los demás por la forma o el tamaño que tienen sus orejas

La otoplastia no solamente está destinada a corregir las orejas. Conseguir una mejor apariencia y una armonía correcta en el rostro permitirá que la persona se sienta mejor consigo misma y aumente significativamente su estima.

Otoplastia antes y después

La otoplastia es una de las intervenciones quirúrgicas más seguras y logra solucionar esos problemas estéticos tan incómodos que tienen los pacientes como: orejas demasiado grandes o pequeñas, orejas protuberantes, orejas de coliflor u orejas ahuecadas

Como hemos dicho antes, el principal beneficio de la otoplastía es el bienestar que tiene el paciente por haberse sometido a esta intervención, puesto que los resultados son altamente favorables.

otoplastia antes y despues

Esta intervención mejora mucho la apariencia física de la persona que se lo realiza, pero no se convertirá en una persona perfecta. Con la otoplastia conseguimos reposicionar la oreja abierta, para reformarla y ubicarla correctamente para conseguir un rostro más armonioso.

Lo que buscamos con esta cirugía de las orejas es que los pacientes se sientan más seguros de sí mismos con la mejoría de su aspecto físico, especialmente aquellos que han tenido que enfrentar las burlas y críticas por el aspecto de sus orejas.

Las incisiones que se realizan en los oídos son pequeñas y se realizan detrás de la oreja por lo que las cicatrices no serán visibles. A través de estas incisiones se llega al cartílago y se realiza una sutura para lograr que el cartílago se pliegue y obtener de este modo la armonía que el paciente no tiene.

Cómo se realiza la otoplastia

Una otoplastia suele durar entre 2 y 3 horas, aunque en casos más complejos puede llevar más tiempo. La técnica empleada dependerá del problema concreto.

Normalmente se realiza una pequeña incisión en la parte posterior de la oreja para exponer el cartílago auricular. Después se esculpe el cartílago y se dobla hacia atrás; se pueden emplear puntos internos para mantener la nueva forma.

En ocasiones, puede ser necesario extirpar una parte del cartílago para obtener una oreja más natural. Por último se extirpa una cuña de piel de la parte posterior de la oreja. La cicatriz resultante de la otoplastia queda disimulada detrás de la oreja.

En la mayoría de las cirugías, aunque solo una oreja parezca anormal, se intervienen las dos para conseguir una mejor simetría.

Si el niño es pequeño, el cirujano plástico normalmente realizará la intervención bajo anestesia general. En niños mayores y adultos, se emplea anestesia local asociada o no a sedación, de manera que esté despierto durante la cirugía, pero relajado.

Tras la intervención se coloca un vendaje alrededor de la cabeza para proteger y mantener sujetas las orejas. La zona pueden doler un poco los primeros días, pero se alivia fácilmente con medicación.

A los pocos días se cambia el vendaje por uno más ligero parecido a una cinta de pelo.

Cómo es el postoperatorio de la otoplastia

La mayoría de los pacientes, tanto niños como adultos, se encuentran bien a las pocas horas de la cirugía, aunque, en ocasiones, puede ser recomendable permanecer una noche en la clínica hasta que desaparezcan los efectos de la anestesia general.

La mayoría de los adultos vuelven al trabajo a los 5 días de la cirugía; los niños vuelven al colegio en unos 7 días, siempre y cuando tengan cuidado al realizar actividades físicas.

 la mayoría de los pacientes pueden retirarse los vendajes 7 días después de la intervención, y con los debidos cuidados que el cirujano le dé a conocer; en un mes posterior a la otoplastia podrá retomar las actividades con normalidad sin dejar a un lado las recomendaciones de su médico.

La mayoría de los adultos vuelven al trabajo a los 5 días de la cirugía; los niños vuelven al colegio en unos 7 días, siempre y cuando tengan cuidado con las actividades físicas

Para hacer que la recuperación de la otoplastia sea lo más rápida posible es recomendable seguir los consejos del cirujano respecto al vendaje y en la posición de la cabeza al dormir, sobre todo durante los primeros días de postoperatorio.

Durante el primer mes se debe dormir boca arriba para garantizar una óptima recuperación y se evitará que la oreja se mueva cuando gires en la cama. También se recomienda dormir ligeramente incorporado para disminuir  la inflamación.

Para practicar deportes sin contacto físico el tiempo recomendado es un mes tras la intervención.

En cambio, para practicar deportes que requieran de contacto físico lo recomendable es esperar de seis semanas a tres meses, o emplear protecciones específicas

¿Existen riesgos en la otoplastia? ¿Hay garantías?

Cuando la otoplastia es realizada por un cirujano plástico cualificado las complicaciones son muy poco frecuentes y de poca importancia.

Sin embargo, como en cualquier otra intervención quirúrgica, siempre existen los riesgos propios de una cirugía y complicaciones propias de este procedimiento.

Un pequeño porcentaje de pacientes pueden desarrollar un hematoma, que se normalmente se disuelve espontáneamente o puede necesitar un drenaje.

En raras ocasiones puede producirse una infección del cartílago que aumente el tejido cicatrizal de la oreja; su tratamiento consiste en la administración de antibióticos o el drenaje quirúrgico, en casos excepcionales.

Los resultados de la otoplastia son rápidos de ver y son definitivos. Como hemos dicho, no se persigue la perfección absoluta ni la máxima simetría. Es muy importante, que el cirujano os explique lo que quiere conseguir y los resultados que espera obtener para que se adecue a tus expectativas.

En el 99,9% de los casos los resultados son muy satisfactorios y los pacientes quedan muy satisfechos con el resultado de la otoplastia. De golpe se sienten liberados de un problema que, en muchas ocasiones, tiene consecuencias psicológicas por todos los comentarios que han soportado durante bastante tiempo.

Cuánto cuesta la otoplastia en Barcelona

El precio de una otoplastia en Barcelona depende de diversos factores: El tipo de intervención, la técnica utilizada, el cirujano que la realiza,…

En nuestro caso, el precio de una otoplastia se sitúa en torno a los 2.050 euros. Incluye el estudio previo del paciente para encontrar la mejor solución a su problema, la intervención en una clínica estética perfectamente adecuada para realizar este tipo de intervenciones y el control postoperatorio por parte del cirujano para asegurar los mejores resultados.

La otoplastia es la mejor solución para acabar con el problema.

Como hemos visto en este artículo, la otoplastia es una intervención quirúrgica muy habitual y segura que permite a niños y adultos solucionar el problema de posición, forma o tamaño de sus orejas, con todos los beneficios físicos y psicológicos que eso conlleva.

La operación de orejas, realizada por un buen cirujano, es sencilla y muy segura. Tiene un postoperatorio bastante rápido. Los principales inconvenientes son el uso de vendas durante unos días y tener que dormir boca arriba.

Los resultados son visibles rápidamente, en cuanto baja un poco la inflamación de la cirugía, y son permanentes.

Si quieres más información sobre otoplastia o cualquier otra intervención estética, como la rinoplastia o la blefaroplastia,  puedes contactar con nosotros en el teléfono 622 655 559 y te informaremos sin compromiso.

 

 

 

Joan San Miguel
Últimas entradas de Joan San Miguel (ver todo)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

once − 3 =

error: Content is protected !!
Call Now Button